calambres-embarazo

Calambres en el embarazo

Cerca del 30% de las embarazadas, presentan calambres musculares en las extremidades inferiores. Estos eventos son comunes durante el tercer trimestre de embarazo, sobre todo durante la noche. A pesar que son considerados benignos, pueden afectar el ritmo normal de sueño, produciendo: fatiga, irritabilidad, cansancio, disminución de la concentración y en síntesis poca productividad en el día.

Los calambres tienen una etiología o causa incierta, tampoco está totalmente claro por qué son más frecuentes a medida que el embarazo avanza. Sin embargo, afectan la calidad de vida de la gestante. Por lo cual es muy necesario saber: ¿por qué dan calambres durante el embarazo? y cuáles son los métodos para aliviarlos, con la finalidad de prevenir problemas de salud más serios.

¿Qué son los calambres en el embarazo?

Los calambres musculares son contracciones involuntarias, dolorosas y repentinas de los músculos esqueléticos. En general, los calambres durante el embarazo comienzan a presentarse a partir del primer trimestre, y son más intensos conforme avanza la gestación, sobre todo en los tres últimos meses. Los sitios más frecuentes son: los músculos localizados en pies, piernas y pantorrillas.

¿Por qué dan calambres en el embarazo?

El mecanismo por medio del cual se producen los calambres no está bien definido, solo se han propuesto varias teorías para explicar su aparición:

  • Por acumulación de ciertas sustancias durante el sueño: que estimulan los músculos de las extremidades inferiores durante la noche.
  • Por la presión intra-abdominal que ejerce el útero: debido al aumento de tamaño y volumen durante el embarazo, lo cual ocasiona que el retorno venoso se vuelva más lento, por consiguiente la oxigenación también se compromete.
  • Por flacidez muscular: el tono del músculo es inadecuado para realizar las contracciones de carácter espontáneo.
  • Por carencias nutricionales: deficiencias de vitaminas B1 y B6, magnesio, calcio o sodio, a consecuencia de las exigencias del feto en crecimiento. 
  • Las deficiencias nutricionales: causan contracciones dolorosas e involuntarias, debido al depósito de ácido láctico y pirúvico en los músculos.
  • Por inactividad o ejercicio excesivo: estar sentada durante períodos prolongados sin estirarse, o realizar mucho ejercicio que implique uso intenso de las extremidades inferiores, puede causar calambres en las piernas en el embarazo.

También pueden existir causas mecánicas o antecedentes de enfermedades, tales como:

  • Trastornos estructurales: puede deberse a lesiones en la espalda. En este caso, el dolor se puede experimentar de día o de noche y ser unilateral o bilateral.
  • Por presencia de trombosis venosa profunda: si existe insuficiencia venosa causada por daño a las válvulas (claudicación venosa intermitente). El dolor en las piernas es unilateral y ocurre durante el día y la noche. 

¿Cómo se presentan los calambres de las piernas en el embarazo?

Los calambres en las piernas durante el embarazo, se presentan generalmente por las noches. Se detectan de un solo lado o en una sola pierna y se alivian al levantarse de la cama, estirar el músculo, el pie o masajeando la parte afectada. Estas acciones ayudarán a dispersar los ácidos acumulados, sin embargo, los eventos de espasmos musculares no deben acompañarse de los siguientes síntomas: 

  • Debilidad.
  • Hiperreflexia (aumento de los reflejos osteotendinosos).
  • Espasticidad (rigidez muscular).
  • Fasciculaciones (contracciones musculares involuntarias seguidas).
  • Déficit sensitivo.

La presencia de alguno de estos hallazgos, será considerado como antecedente a problemas de salud más serios.

¿Cómo prevenir los calambres en el embarazo?

Básicamente, los espasmos musculares en el embarazo son una condición que toda gestante va a experimentar, casi de forma inevitable. Sin embargo, existen ciertas conductas que pueden aplicarse para prevenirlos:

  • Evitando el sedentarismo: o la rutina de mantenerse sentada por mucho tiempo.
  • Intentando caminar todos los días, así sea tramos cortos.
  • Mantenerse hidratada.
  • Usando zapatos cómodos y planos.
  • Realizando masajes suaves y aplicar duchas frías en las piernas.
  • Colocarse en posición sentada, por al menos 30min, con almohadas en las pantorrillas para mantener las piernas elevadas y favorecer el retorno venoso.

¿Qué es bueno para los calambres de las piernas en el embarazo?

La situación más incómoda de la combinación calambre y embarazo, es la pérdida de sueño y el dolor intenso de los músculos. Es importante saber, que la mayoría de estos eventos son momentáneos y se puede obtener alivio, probando lo siguiente:

  • Masajeando el músculo.
  • Flexionando y estirando la pierna varias veces.
  • Colocando el talón en el suelo y los dedos del pie en la pared, y ejercer la fuerza empujando hacia delante, para lograr estirar el músculo completamente.

Si los episodios de espasmos en el embarazo son repetitivos y dolorosos, se debe acudir al médico, para que realice un control más minucioso al respecto. Probablemente indique realizar examen de laboratorio, con énfasis en:

  • Electrolitos: sodio, potasio, magnesio y calcio, si existe la sospecha de anomalías en los líquidos y electrolitos (p. Ej., Edema, deshidratación). 
  • Glucosa.
  • Nitrógeno ureico en sangre.
  • Creatinina sérica.
  • Pruebas de función tiroidea. 

Otra información importante incluye una descripción del momento de aparición y duración de los calambres.

¿Cuál es la causa de los calambres en el bajo vientre durante el embarazo?

El útero presenta en su anatomía, ligamentos que lo sostienen en su lugar. Los ligamentos se pueden asemejar a hilos que “unen” la matriz con los huesos de la madre. En la gestación, estos ligamentos deben estirarse y ser más estables para sostener el peso del bebé, por lo cual su tensión aumenta. En ocasiones, solo basta un movimiento repentino para causar calambres en el bajo vientre durante el embarazo, en general no es peligroso, y la molestia desaparece rápidamente.

¿Por qué se producen calambres abdominales y genitales en el embarazo?

En el período de gestación el abdomen inicia su crecimiento, y el cuerpo comienza a pesar hacia delante; inclinándose, porque  el centro de gravedad se moviliza hacia atrás y se presenta la lordosis. La lordosis, se refiere a una curvatura fisiológica de la columna en la región cervical o lumbar. Se hace bien manifiesta entre el cuarto y séptimo mes, y origina dolores en:

  • La cara lateral del abdomen.
  • Las regiones inguino-crurales.
  • La porción lumbosacra.

Estos territorios corresponden principalmente, a los nervios abdomino-genitales y genito-crurales, ytraen como consecuencia, que se presenten  calambres abdominales en el embarazo, que incluyen toda la zona del útero, la vagina y la pelvis.

¿Cómo prevenir los calambres en el abdomen?

Los calambres abdominales, se puede prevenir prestando especial atención a las actividades que realizas y a las posturas que adoptas, y que puedan acentuar el ángulo lumbosacro. En general, procura realizar movimientos y actitudes para disminuir la lordosis, por ejemplo:

  • Mantén una postura derecha para cargar objetos: No debes cargar bultos pesados, menos aún por encima de la pelvis, pues esto requiere encorvarse hacia atrás y poner en tensión los músculos sacro-lumbares, lo que lastima también la articulación lumbosacra. Si necesitas recoger o levantar un objeto del suelo, debes ponerte en cuclillas evitando inclinarte hacia adelante con las piernas extendidas.
  • Al momento de sentarte: hazlo correctamente, sobre todo cuando debes permanecer así mucho tiempo. Las formas adecuadas son:
  1. En automóvil, se logra hundiendo las asentaderas en el asiento, reposando en el dorso, haciendo convexa hacia atrás la columna.
  2. Manejando: Procura elevar las rodillas, en un plano más elevado que la cadera esto se consigue echando el asiento hacia adelante.
  • Al dormir: debes acostarte de lado con las piernas flexionadas, encorvada como si trataras de acercar la barba a las rodillas. Una pierna puede estar extendida y la otra flexionada y no debes dormir en cama excesivamente blanda.

¿Existe tratamiento médico para aliviar los calambres en el embarazo?

En ensayos realizados por medio de estudios experimentales, se ha intentado determinar, cuál es el mejor tratamiento en casos de espasmos musculares y embarazo, resultando que:

  • Los suplementos de sodio: pueden disminuir la cantidad de calambres que experimentan las mujeres durante el embarazo, pero el efecto es leve. 
  • El calcio no es beneficioso. 
  • La evidencia científica sugiere que el magnesio favorece, y no es perjudicial en las dosis sugeridas.
  • Los suplementos multivitamínicos y minerales también parecen ayudar, pero la relevancia de esto no está clara, ya que en general las vitaminas tienen doce componentes como mínimo, y no es posible determinar cuál de ellos es eficaz.
  • Existe un riesgo teórico, de que la suplementación con sodio pueda elevar la presión arterial. 

En conclusión, si los episodios de calambres son constantes, tu médico podría recomendarte:

  • Aumentar la ingesta de vitaminas, por medio de los alimentos o con un suplemento vitamínico.
  • Consumir equilibradamente aceites vegetales, nueces, cereales, verdura de hoja verde, bananas y frutas abundantes en potasio y magnesio.
  • Realizar cambios de posición constante.
  • Disfrutar de baños con agua caliente para relajarte.

IMPORTANTE: Las embarazadas con calambres musculares prolongados y dolor excesivo, requieren una exploración más exhaustiva para determinar la causa de sus síntomas.

Referencias:

Hensley J, et al. Leg cramps and restless legs syndrome during pregnancy. J Midwifery Women’s Health. 2009: 54:3, 211-17.

López E, Ramos E, Martin Y. Calambres musculares benignos durante el embarazo. Medicina Naturista. 2012: 6; 2. 89-92.

Parisi L, et al. Muscular cramps: proposals for a new classification. Acta Neurol Scand. 2003: 107; 3, 176-86. 

Wurcel V. Tratamiento de los calambres nocturnos en embarazadas. Evid. Actual. Práct. Ambul. 2007: 10; 2, 61-62.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba

Newsletter
Semanal
Gratuita