te-verde-y-lactancia

Té verde en la lactancia

Por fin tienes a ese ser en tu regazo, y a pesar de que ya se encuentra fuera de tu vientre, sigue nutriéndose de ti. Lo que tú consumes es lo que él recibirá, y esa condición te hace plantearte si puedes o no seguir tomando tu té verde durante la lactancia. Aun sabiendo que se trata una de las infusiones más beneficiosa para el ser humano, cuando hablamos de su efecto en los bebés debemos tener cuidado.

Pero no te preocupes, a continuación, te vamos a explicar con detalle todos los pros y los contras del consumo de té verde durante la lactancia, con tal de que puedas disfrutarlo sin que afecte el desarrollo de tu bebé.

Beneficios del té verde durante la lactancia

Lo primero que debes saber sobre el consumo de té verde en la lactancia, es que no tiene ningún efecto negativo en los bebés cuando se consume con moderación, al contrario, ayudan al bebé y a la madre por igual en mantener una buena salud.

Compuestos esenciales del té verde y sus beneficios durante la lactancia:

  • Catequinas: Las catequinas son antibacterianas y antioxidantes, eficaces para reducir la oxidación, inhibir el cáncer en las células, así como los tumores, y reducir los niveles de colesterol en sangre. Estabiliza la presión arterial, y controla el azúcar en la sangre y la resistencia viral.
  • Polisacáridos: Son eficaces reduciendo y regulando el azúcar en sangre.
  • Fluoruro: Protege el esmalte de los dientes y previene las caries.
  • Vitamina B: Nos ayuda en la regulación del metabolismo de la sacarina.
  • Vitamina C: Sus efectos incluyen la disminución del estrés y la construcción de resistencia a las infecciones leves como resfriados.
  • Vitamina E: Sus efectos incluyen una acción antioxidante que retarda el proceso de envejecimiento.
  • Ácido Aminobutírico: Protege contra la hipertensión.
  • Flavonoides: Su labor radica en fortalecer las paredes de los vasos sanguíneos y combate el mal aliento. 

Durante los primeros seis meses, la leche materna debería de ser es la única fuente de manutención para él bebe. Lo que implica que debes llevar una dieta balanceada que proporcione la suficiente energía y proteínas tanto para a ti como para tu hijo.

El té verde te ayuda a reducir grasa y recuperar tu figura

Otro beneficio que se produce al combinar té verde y lactancia, es el hecho de que tiene propiedades de antiinflamatorio natural. Gracias a los flavonoides, te ayuda mediante sus antioxidantes arecuperar tu figura de manera natural.

Hay múltiples estudios que corroboran esta afirmación. En el 2011 Dr. Joshua Lambert Codirector del Centro de Alimentos de Plantas y Hongos para la Salud  del departamento de agricultura de los EEUU  comprobó experimentalmente que el té verde reduce la capacidad de absorber grasa y mejora la habilidad de utilizarla en el cuerpo gracias al  componente epigalocatequina-3-galato.

Otro estudio realizado por Centro de Investigaciones en Comportamiento Alimentario y Nutrición (CICAN)  de México, bajo la dirección de la Dra.: Lucía Vázquez encontró “que el consumo diario de té verde con dosis entre los 100 y los 460 mg/día ha mostrado mayor efectividad sobre la reducción de masa grasa y peso corporal en periodos de intervención de 12 semanas o más”.

Como puedes ver, tanto la madre como el bebé, pueden deshacerse de los lípidos que logren ingerir en un momento determinado gracias al consumo del té verde durante la lactancia materna.

Utiliza el té verde para aliviar el dolor en el pezón tras la lactancia

En ocasiones, él bebe no tiene un buen soporte en el momento de la succión y eso produce grietas y dolor en el pezón. Para aliviar y curar de forma segura y saludable tu pezón, puedes utilizar las bolsitas de té verde, aplicándolas húmedas y calentitas (sin quemar) sobre el pezón afectado, ayudándote a calmar el dolor y evitar una posible infección.

¿Qué cantidad de té verde puedo tomar durante la lactancia?

El té verde dentro de sus componentes contiene cafeína, teofilina y teobromina, estimulantes del sistema nervioso central, lo que nos ayuda a mantenernos despiertos y combatir la fatiga.  En otras palabras, te dota de energía, una energía necesaria para ti, pero que, si se excede, podría resultar perjudicial para el bebé.

Según varios estudios realizados, el límite de cafeína que debe de consumir una madre lactante es de 300 miligramos al día. Partiendo de esos números, podemos calcular la cantidad de té verde que puede tomar una lactante.

¿Cuántas tazas de té verde en la lactancia puedes beber?

Sabiendo que cada taza puede contener de 20 y 50 mg, podemos tomarnos tranquilamente de 4 a 5 tazas de tamaño estándar. Sin embargo, siempre es mejor prevenir y nuestro consejo es no sobrepasar las 3 diarias.

A pesar de que se ha comprobado que solo el 1% del consumo de cafeína ingresa a la leche materna al bebe si sobrepasas las 4 tazas de té verde diaria ese 1% aumentan considerablemente en el torrente sanguíneo del infante.

¿Qué elementos con cafeína debo controlar durante la lactancia?

Otro aspecto que no se debe olvidar es que la cafeína no solo está en el café, sino que la podemos ingerir a partir de otros alimentos o bebidas.  Una taza de café estándar, contiene entre 60 y 100 mg de cafeína. Es decir, que, por un café, a priori, no le debe ocurrir nada al bebé. Sin embargo, debemos recordar que la cafeína se encuentra en otras bebidas, alimentos o incluso fármacos.

Alimentos con cafeína:

  • En una barrita de chocolate energética tiene unos 100 mg de cafeína
  • Un refresco de cola (330 ml) puede tener entre 93-106 mg de cafeína (si es light entre 114 y 122 mg);
  • Un té negro de unos 180 ml podría tener  20 mg de cafeína
  • 40 g de chocolate negro contienen unos 43 mg de cafeína,
  • Dulces
  • Helados
  • En una bebida energética de 330 ml hay entre 100 y 230 mg de cafeína

Fármacos con cafeína:

  • La aspirina (50 mg de cafeína por comprimido),
  • La biodramina (50 mg por comprimido) o el desenfriol (32 mg por sobre).

Es por ello que debes:

  • Mantener un registro diario de productos que pueden contener cafeína si los llegas a consumir.
  • Prescinde del consumo de té verde con alimentos ricos en hierro, como las verduras de hoja.

Exceso de té verde en la lactancia

Si el bebé ingiere cafeína en exceso, no la metabolizará tan rápido como los adultos, dura más horas, incluso días, en su cuerpo. Así que, no solo se debe tener en cuenta la cantidad de cafeína que hay en el té verde que tomas en una porción, sino la suma de todo lo que puedas ingerir en un día. 

Cuando excede el límite diario señalado, el té verde puede provocar los siguientes síntomas en los bebés.

Síntomas del exceso de té verde en el bebé:

  • Movimientos intestinales frecuentes
  • Diarrea
  • Sueño perturbado
  • dificultad para conciliar el sueño.
  • Irritabilidad y
  • Cólico infantil

Si estás segura de que el consumo de cafeína que tienes es bajo, pero sin embargo el bebé presenta síntomas de irritabilidad, dificultades para conciliar el sueño o nerviosismo, lo más aconsejable es suprimir por unos días todo alimento que contenga cafeína.

Esperamos que con estas recomendaciones te hayan ayudado aclarar tus inquietudes y puedas consumir tu té verde en la lactancia sin complejos y sin dudas, pero de manera responsable para ti y tu bebe.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba

Newsletter
Semanal
Gratuita